Instantáneas, cap. IV

Instantáneas. Capítulo IrisaDos.

Camina con la paciencia de quien no tiene nada mejor que hacer, o así lo considerara, en ese momento.

Una correa de perro, cuero fino, en sus manos.

 

Su amigo,-color beige, ojos negros, cuatro patas- pasea ajeno a esa correa.

Compañeros, la postura arqueada de sus patas, suman seis entre los dos, han avanzado a la vez.

Muchos paseos dados juntos, no es el cuero fino lo que los mantiene conectados.

Ambos hacen por apartarse para dejar sitio en la acera, así, es la correa lo que queda como barrera.

El perrito se acerca amable. Él, pronuncia un “perdone”. Hacen la disculpa completa entre los dos.

Cosquillas de un hocico húmedo y alegría en un rabo agitado.

iris1
Instantáneas, cap.IV

Al otro lado del cuero fino, las manos de alguien que trabajó mucho.

Y más arriba, unos ojos de párpados cansados y cataratas.

 

Entre los dos, de nuevo, completan.

Hocico húmedo. Alegría. Cataratas.

¡La correa es la línea en la que escribir! ¡El agua en las cataratas de un iris que moja tu piel con un hocico!

 

En el cuero fino se escribe la pausa para IrisaDos.

iris2
Instantáneas, cap.IV

Buenas tardes, IrisaDos.

*Instantáneas. Como un Instagram hecho con lápiz y papel. Y escribir.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s