mirada(n)

Hace tiempo empecé una especie de diario. No es un diario de hoymelevantéydesayuné y fulanitame hablóde. Tampoco es un diario que lleve fechas, así que, igual llamarlo diario no entra dentro de lo ortodoxo. Es como una toma de apuntes a la que le añades pies de página. Una vez dije de un libro que tenía más letras en los pies de página anexados que en la lectura principal en sí misma. Pues debió quedar en subconsciente, porque esta toma de apuntes es un poco así. Apuntes de estudio a los que le añades el proceso personal de haber introducido la información, que vendría a ser como las acotaciones que uno usa en la toma de apuntes y que sólo tú (y pocos más) conoce en significado.

Alguna entrada ya salió de ese diario que no es un diario de esos apuntes que son más pie de página que apuntes.

Lo mejor es que hay imágenes que simplifican y dan posibilidad de ignorar lo apuntado y crear el apunte propio. Yo te invito a hacerlo, sin problema ni compromiso (y escrito queda)

Imágenes: Brassai ‘pinta’ a Picasso ‘Pintando’- Philippe Cheng ‘pinta’ retrato ‘pintora’

Lo escrito para la imagen de Brassai que tenía en diariopersonalaprendiendodeenlasmiradas.

“Picasso Drawing.

Dibujante plasmando a dibujante.

Un cuento ilustrado hecho fotografía. Brassai capta a un Picasso que dibuja alas y él mismo vuela. El subconsciente nos tapa el taburete y le vemos levitar sobre el fondo blanco, brazos extendidos, en el volar de hacer volar.

Brassai vuela en el hacer volar a través del dibujo de la sombra de un Picasso que pinta en vuelo. Sostiene Picasso en su mano izquierda las herramientas con las que pinta en la pared. La pared pinta a un Picasso que parece sostener una paloma con las alas abiertas y mirando al Picasso sombra. Picasso sombra sostiene a una paloma modelo que Picasso pinta en la pared con las alas extendidas en vuelo.

Brassai centra al Picasso sombra en el interior del círculo de mujeres desnudas, musas de la sombra que hacen volar al Picasso cuerpo en el vuelo de inspiración, de la que él encontraba trabajando, como trabaja Brassai, fotografiando al pintor, pintando al que pinta, trabajando ambos en un efecto espejo que lo es y no lo es, seres distintos realizando la misma.

Tiene Picasso un lunar en su brazo que confluye en un lunar en el centro cuerpos entrelazados de mujeres, que confluye en los puntos ensamblaje de las planchas que hacen pared, pared que es mural donde pintar.

La luz de la corva derecha se hace sombra en la pierna izquierda, y así, prosigue el juego de blancos y negros en el que Brassai, artista dibujante a click de cámara, juego de luces y lentes, blanco y negro para dibujarse en el detalle de casi simetría en las piernas de un pintor que, apoyado en un taburete, nuestro subconsciente lo mira volar.”

Eso tenía (tengo) anotado. Y luego conocí a Philippe Cheng y dejó dirección para saborearle directamente, pero había quedado este postrecito y como una chocolatina con el café, mejor compartirla. A mí al menos me resulta agradable ver y mirar y mirarlos mirar y tirar de apuntes y satisfacer que se mezclan chocolate y café.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s